Translate

sábado, 14 de noviembre de 2015

Estilos de liderazgo: 4 cualidades que distinguen a las Mujeres Líderes.

4 cualidades que distinguen a las Mujeres Líderes

  
Las mujeres líderes son más persuasivas, enérgicas y dispuestas a asumir más riesgos que los líderes masculinos. Puede ser el modelo de liderazgo del futuro.

Mara Swan, directora de personal de Molson Coors, señala: "creo que este estudio muestra que para que una mujer se convierta en un líder de hoy en día, tiene que luchar más contra el statu quo, lo que requiere que esté más centrada y decidida."

Las mujeres líderes son más asertivas y persuasivas, tienen una mayor necesidad de hacer las cosas y están más dispuestas a asumir riesgos que los líderes masculinos, según un nuevo estudio realizado por Calibre, una firma de consultoría con sede en Princeton, que ha evaluado el potencial de más de dos millones de solicitantes y empleados de más de 25.000 empresas de todo el mundo, y Aurora, una organización con sede en Londres y que tiene una red de empresarias de más de 20.000 miembros.

Las mujeres líderes también resultaron ser más empáticas y flexibles, así como más fuertes en las habilidades interpersonales que sus homólogos masculinos.

"Estas cualidades se combinan para crear un estilo de liderazgo que es incluyente, abierto, dirigido a la creación de consenso, de colaboración y colegiado", según Herb Greenberg, Ph.D., Presidente y Director Ejecutivo de Caliper. "Deberíamos enfatizar que los líderes masculinos en este estudio también fueron excepcionales en estas áreas. Pero las mujeres líderes establecen un nuevo estándar ", añade el Dr. Greenberg.

Como una nota al pie, las mujeres líderes en el Reino Unido y los Estados Unidos comparten perfiles muy similares. Mientras decenas de ejecutivos y académicos han estudiado lo que se necesita para ser un líder eficaz, un participante en el estudio,Connie Jackson, director ejecutivo de St. Bartholomew y elRoyal London Charitable Foundation, proporciona una excelente definición de trabajo: "un liderazgo fuerte empieza por ser capaz de reunir a un grupo de personas que pueden no tener nada en común y hacer que compartan una visión de sí mismos como un grupo que puede llegar a lograr extraordinarios resultados."

1.- Las mujeres líderes son más persuasivas que sus homólogos masculinos


Las mujeres líderes puntuaron significativamente más alto que los líderes masculinos en motivación persuasiva, asertividad, disposición a asumir riesgos, empatía, urgencia, flexibilidad y sociabilidad.

Las habilidades que poseen las mujeres líderes les permiten captar con precisión las situaciones y ver la información desde todos los lados. Esta voluntad de percibir todos los aspectos de una situación aumenta su capacidad de persuasión.

Pueden concentrarse en las objeciones o preocupaciones de alguien, sopesarlas adecuadamente, tratarlas de manera eficaz e incorporarlas al gran esquema general cuando es apropiado. Estas mujeres líderes son capaces de atraer a otros hacia su punto de vista o alterar su propia visión de las cosas en función de las circunstancias y de la información que va apareciendo. Esto les permite ver las cosas desde la perspectiva de su audiencia, por lo que estas personas son más comprendidas, apoyadas y valoradas.

"Los líderes masculinos que hemos estudiado, por otro lado, tienen una tendencia a empezar desde su propio punto de vista", explica el Dr. Greenberg. "Y debido a que no son tan flexibles o dispuestos a interactuar con los demás, los líderes masculinos pueden tender a forzar su perspectiva y convencer a los demás a través de la fuerza de su posición ... en vez de convencer realmente".

Puede ser el modelo de liderazgo del futuro. Mara Swan, directora de personal de Molson Coors, señala: "creo que este estudio muestra que para que una mujer se convierta en un líder de hoy en día, tiene que luchar más contra el statu quo, lo que requiere que esté más centrada y decidida."

2.- Al ser capaces de sentir el dolor del rechazo, las mujeres líderes aprenden de la adversidad y tienen una actitud pedagógica.


Las mujeres líderes están en un rango medio de resistencia, algo menor, aunque no de forma significativa, que los líderes masculinos. Sin embargo, poseen habilidades interpersonales fuertes (empatía, flexibilidad y sociabilidad) y son más asertivas que sus homólogos masculinos.

Esta combinación de características permite expresar a las mujeres un enfoque único para sobrellevar la decepción, rechazo o situaciones que no se resuelven a su gusto. El Dr. Greenberg explica: "van a sentir el dolor de estar retrocediendo. Incluso pueden pensar en ello y tienden a ser un poco auto-críticas. Pero entonces juntan su asertividad, se quitan de encima cualquier sentimiento negativo, aprenden lo que necesitan para llevarlo a cabo y una voz en su cabeza le va a decir, "te lo voy a demostrar "

Libby Sartain, Vicepresidente Senior de Recursos Humanos de Yahoo! Inc., dice: "si cometo un error, al principio puedo ser dura conmigo misma, pero luego rápidamente me lo quito de encima y encuentro la manera de superar la situación. No dejo que socaven mi confianza. De hecho, a veces, cuando estoy contra las cuerdas, saco lo mejor de mí".

Dr. Greenberg añade: "en esencia, cuando una mujer tiene el talento y la ambición de seguir adelante y recibe señales sutiles o explícitas de otros que piensan que no va a dar la talla, puede alimentar su ambición para llegar aún más lejos."

3.- Las mujeres líderes crean equipos con un estilo de liderazgo integrador para la solución de problemas y la toma de decisiones.


"Las mujeres tienen una forma más inclusiva de liderar", afirma la senadora Barbara Boxer, quien participó en el estudio. "Tratamos de atraer más gente con nosotros." Mientras que los líderes masculinos muestran bajos niveles de empatía, flexibilidad, sociabilidad y urgencia (la necesidad de hacer las cosas de inmediato), las líderes femeninas puntuaron significativamente más alto en estas áreas.

Los líderes de ambos sexos compartían muy por encima de la media los niveles de razonamiento abstracto. Curiosamente, las mujeres líderes fueron más bajas que sus homólogos masculinos en minuciosidad.

Las mujeres líderes que estudiamos estaban más interesadas en escuchar todos los puntos de vista, para a continuación, tomar la mejor decisión posible. La decisión final no tiene que ser necesariamente su punto de vista inicial. Ellas fueron capaces de leer con precisión las situaciones, estudiar la información desde todos los lados y luego tomar la decisión más informada posible.

La diferencia en los estilos de liderazgo entre hombres y mujeres comienza con la escucha. No sólo escuchar para formar su respuesta, sino realmente escuchar, aprender, reflexionar, para a continuación, implementar un plan que incorpore lo mejor de las ideas de todos.

Este estilo inclusivo de liderazgo se fundamenta en las líneas de comunicación abiertas, según Susan Rice, presidente ejecutiva de Lloyds TSB Escocia. Ella dice, "para saber más, lo que tienes que hacer es seguir preguntando. Todo es cuestión de hacer preguntas.

La gente con la que trabajo va a decir que este proceso de mis preguntas les ayuda a clarificar su propio pensamiento y que en realidad salen con las ideas un poco más claras. Para eso se necesita mucha confianza. Mi trabajo, como yo lo veo, es establecer una estrategia clara, hacer las preguntas correctas, y animar a nuestros directivos a ser expertos en sus negocios".

El Dr. Greenberg especula que "en este estilo de liderazgo integrador, incorporando hechos y perspectivas de tantas fuentes como sea posible, las posiciones de las mujeres líderes son ideales para el futuro, tal como sigue evolucionando la actual era de la información."

4.- Las mujeres líderes son más propensas a ignorar las reglas y asumir riesgos.


Según Connie Jackson, directora ejecutiva de St. Bartholomew y de la Fundación Caritativa Royal London, "como líder, hay veces que hay que arriesgarse a ir en una dirección en la que nunca nadie ha ido. Sólo tienes que salir de lo que siempre se ha hecho y seguir el camino que crees que es el correcto".

Las mujeres líderes puntuaron significativamente más bajo que los líderes masculinos en la estructura externa (adhesión a los procedimientos establecidos) y cautela. También fueron significativamente más altas en sus niveles de urgencia y la asunción de riesgos. Y tienen puntuaciones muy altas en razonamiento abstracto.

Las mujeres líderes tienen más probabilidades de funcionar peor cuando están excesivamente limitadas por regulaciones y normas, participando más en la asunción de riesgos y proponiendo soluciones innovadoras. Tienden a tener una mayor necesidad de hacer las cosas que los líderes hombres y es menos probable que duden o se centren en los pequeños detalles.

El Dr. Greenberg cita: "las mujeres líderes son emprendedoras, menos interesadas en lo que ha sido que en lo que puede ser. Corren el riesgo de equivocarse de vez en cuando con el fin de hacer bien las cosas. Y con sus finas habilidades de razonamiento abstracto, aprenden de sus errores y siguen adelante".

¿Son las mujeres las que van a crear un nuevo paradigma de liderazgo?


La respuesta puede ser afirmativa. "Gran parte de lo que se necesita para ser un líder se ha definido históricamente por los hombres", explica Libby Sartain de Yahoo! Inc. "Y mientras yo estaba decidida a ser un líder, la última cosa en el mundo que iba a hacer era tratar de ser como un hombre para que pudiera ser tomada en serio. Tuve que seguir siendo yo misma y crear un estilo de liderazgo que trabajó para mí. Yo no soy capaz de ser alguien que no sea lo que soy".

Este estudio proporciona una evidencia preliminar de que las mujeres aportan una personalidad distinta y otros puntos fuertes de motivación para el liderazgo. El Dr. Greenberg añade: "las mujeres líderes comparten un perfil común. Son asertivas, persuasivas, empáticas, dispuestas a correr riesgos, flexibles y tienen una necesidad de hacer bien las cosas".

Y concluye: "Estas cualidades de la personalidad se combinan para crear un perfil de liderazgo que es mucho más propicio para el actual puesto de trabajo diversificado, donde la información se comparte libremente, la colaboración es vital para el trabajo en equipo y distingue a las mejores empresas."



FUENTE: Por Carlos Martín. - El Arte de la Estrategia. - Licencia: Autorizada la copia y distribución de este material siempre que se cite la fuente.